Claves para organizar el menú semanal

Poco a poco entramos en la rutina anual que podría resumirse en: ritmos rápidos de vida, poco tiempo y cansancio. Atrás dejamos unas semanas en las que los horarios no importaban y el ambiente navideño recorría las calles.

Como decíamos, volvemos al ruedo y a la rutina diaria. Por lo que es común, que estos primeros días nos sintamos desubicados y nos cueste arrancar más de la cuenta. De hecho, organizar el menú semanal suele ser uno de los quebraderos de cabeza en todas las casas. A menudo, nos falta tiempo de organización o ideas variadas y saludables. Si este último es tu caso, no dudes en registrarte en nuestra plataforma Mediterránea Fit dónde encontrarás de manera gratuita y personalizada menús semanales con las recetas de Karlos Arguiñano paso a paso.  

A continuación, el equipo de Mediterránea Fit te proponemos unos pasos para lograr que llevar una alimentación saludable no se convierta en un objetivo inalcanzable. 


1. Basa la alimentación en productos de calidad

Prioriza los alimentos que no precisen de etiquetado como: fruta, verdura, legumbres, carnes, pescados, granos enteros (integrales), huevos, frutos secos o tubérculos. Cuantos más vegetales y colores en el plato, mejor. 


2. Aliados saludables en la despensa

Los productos mínimamente procesados como el aceite de oliva, ciertas conservas, lácteos naturales sin azúcar o el pan integral son aliados interesantes a incluir en el menú. 


3. Menú abierto

Un buen truco para elaborar el menú semanal es pensar en la parte proteica de cada plato (legumbre, carne, pescado, huevo, proteínas vegetales, lácteos…).  Reparte los grupos proteicos en la semana y reserva al menos 3-4 platos donde las legumbres sean protagonistas. Además, opta por carne, pescado, lácteos y huevos de calidad. Es decir, consume aquellos que no necesiten de etiquetado nutricional puesto que el único ingrediente es la materia prima. Por otro lado, disminuye el consumo de carnes rojas y consume pescados tanto grasos como magros. Evita procesados cárnicos y fiambres. 


4. Anticípate y deja verdura preparada

Puedes dejar 3-4 tipos de preparados de vegetales en un tupper y añadirlos a tus platos. De esta manera, te cerciorarás de que la verdura toma el protagonismo que debe en cada plato (al menos la mitad). Consulta nuestras 5 técnicas de cocina saludable para el día a día dónde te proponemos maneras sencillas, sabrosas y saludables de cocinar. 


5. Acompaña tus comidas con agua

Es el mejor hidratante del mercado sin lugar a debates. Si te cuesta beber agua, te mostramos cómo elaborar diferentes aguas con sabor que podrás hacer fácilmente en casa en: Agua con sabor: hidratación asegurada.

Esperamos que con estos consejos te sea más fácil realizar la planificación del menú semanal. No obstante, recuerda que una parte importante de la alimentación es comprender que la consciencia y la flexibilidad son primordiales. 

Si te ha gustado este artículo, ¡compártelo!
Share on Facebook
Facebook
Pin on Pinterest
Pinterest
Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on LinkedIn
Linkedin
Su privacidad es importante para nosotros. Esta web utiliza cookies para mejorar los servicios que ofrecemos.    Ver Política de cookies